jueves, 14 de octubre de 2021

ARTURO PÉREZ-REVERTE. ❝EL ITALIANO❞ (SEVILLA, OCT 2021 - RUEDA DE PRENSA)

El pasado 5 de octubre, el escritor Arturo Pérez-Reverte visitó Sevilla para promocionar su última novela, El italiano. Una historia de mar, amor y guerra (Editorial Alfaguara). Reunido con diversos medios de comunicación de la capital hispalense, concedió una rueda de prensa en la que contestó a las diversas preguntas que le fuimos formulando. 

Para iniciar el acto, Gerardo Marín, Director de Comunicación de Penguin Random House, resumió en pocas palabras la trayectoria del novelista. Con treinta y una novelas publicadas, entre las que destacan las que componen la serie Falcó y Alatriste, El italiano salió a la venta el pasado 21 de septiembre, con una tirada inicial de 180.000 ejemplares. La buena acogida de esta novela ha obligado a lanzar una nueva reedición pasado escasos días de su lanzamiento. Cosechando muy buenas opiniones por parte de la crítica profesional nada más ponerse a la venta, esta nueva novela aúna los elementos más comunes en las historias de Pérez-Reverte, como su pasión por el mar, las grandes historias de amor, y la guerra. La acción de la historia se sitúa entre 1942 y 1943, cuando Elena Arbués, una librera de La Línea de la Concepción, conoce a un italiano que llega a la orilla del mar totalmente agotado. Se trata de Teseo Lombardo, uno de los buzos del ejército italiano que combate contra los británicos en esa línea fronteriza.

La idea para esta novela

Arturo Pérez-Reverte nos contó que la historia de los buzos italianos la oyó, por primera vez, de boca de su padre, cuando el novelista tenía unos once años de edad. «Me dejaron muy fascinado esos hombres que de noche cruzaban la orilla de Gibraltar, vestidos de caucho negro, para atacar a los barcos ingleses». El autor argumentó que una novela es la acumulación de lo que se ha leído, vivido, escuchado, y aseguró que esta historia le ha acompañado durante muchos años. «Un día, releyendo la Odisea, cuando en una escena se narra cómo Ulises sale del mar, vi la historia. Vi al italiano y ese fue el chispazo del que arrancó la novela». Su intención era la de construir un personaje que no fuera consciente de ser un héroe. «Es un italiano que lucha porque le ha tocado luchar». Y será la mirada de Elena, tan influenciada por la lectura de los clásicos y por su bagaje cultural, la que lo convierte en un héroe, la que lo identifica y lo reconoce como tal.




Alusiones literarias

Entre las páginas de El italiano, el lector podrá encontrar alusiones literarias y nombres como Valle-Inclán o Joyce. «Cuando tienes 70 años, lo que haces es un palimpsesto, y tu vida se junta con tus lecturas, tus películas,...» Aseguró que, en una historia como esta, «homenaje al Mediterráneo y a la memoria del héroe clásico», tenía que incluir referencias literarias, pero se declara enemigo de las novelas enciclopédicas, llenas de citas literarias. «Yo intento contar historias de una forma sencilla y eficaz, y las referencias que uso procuro que sean sencillas y eficaces, no pedantes ni que lastren el libro con erudiciones innecesarias».

El papel del héroe

Y siendo un homenaje al héroe clásico, encarnado en la figura de Teseo Lombardo, Pérez-Reverte afirmó que «el héroe de verdad es ambiguo». Un día puede hacer una hazaña y al día siguiente convertirse en un villano. «Es algo compatible». Sobre el protagonista comentó que, siendo un hombre al servicio de la Italia fascista, se le podría encuadrar entre los malos pero «yo quería demostrar que el heroísmo no está vinculado con la ideología sino que tiene que ver con las actitudes del ser humano, hombre o mujer, ante los hechos».

Afirma que con esta novela quiere dejar claro que «el héroe no tiene color ni nacionalidad. No tiene nada». En cualquier caso, se podría entender que la verdadera heroína de esta historia es la propia Elena Arbués que, al enamorarse y al implicarse en la historia de Teseo, va mucho más allá. Elena es una mujer fuerte, que toma decisiones y que «decide abrazar una causa por razones que el lector descubrirá cuando lea la novela. Elena es un personaje muy Pérez-Reverte».



[Si deseas escuchar parte de la rueda de prensa, dale al play]


Gibraltar como escenario

Sobre los escenarios de la novela, -La Línea de la Concepción, Gibraltar,...-, nos comentó que los había recorrido muchas veces. Son espacios que ya han aparecido en otras novelas firmadas por él, como La piel del tambor, La carta esférica, El oro del rey o La Reina del Sur. «Las fronteras me interesan mucho porque son más entretenidas que las retaguardias», y por eso sus novelas transcurren generalmente en territorios fronterizos«Si hay un frontera ideal, mestiza, que separa Atlántico de Mediterráneo y Europa de África, esa es esta, y por eso decidí que esta novela tenía que transcurrir ahí».

Adaptaciones cinematográficas

A Pérez-Reverte le gustaría que esta novela fuera llevada al cine, como ya han sido llevadas a la gran pantalla otras tantas novelas suyas, «aunque casi ninguna me ha gustado especialmente». Aseguró que él, como escritor profesional que escribe novelas, se enfrenta a las adaptaciones cinematográficas con cierta frialdad, como parte de su trabajo. Sin embargo, en este caso concreto, y teniendo en cuenta que los italianos que lucharon en la Segunda Guerra Mundial no gozan de buen prestigio, llevar esta novela al cine supondría un acto de reparación porque Italia es, para un español, como su segunda patria. «Somos el resultado de un Mediterráneo en el que Italia fue la espina dorsal. Cuando voy a Italia estoy en mi casa, y siento que tengo una deuda con los italianos. Cuando la gente se burla de Italia, me siento afectado porque me están ofendiendo también a mí». De ahí que asegurase que esta novela es como un acto de amor a Italia.

En la mesa no solo se habló de las novelas del autor llevadas al cine. También se habló del cine en general, de esas grandes producciones de antaño con las que el autor vivió su adolescencia, historias llenas de encanto y que tanto han influido en la trayectoria narrativa de Pérez-Reverte. Por eso, nos comentó que su idea a la hora de escribir El italiano era que el lector pudiera leerla como si estuviera viendo una película en blanco y negro.

Una historia de amor

Una novela que hay que leer en blanco y negro, y en la que se desarrolla una historia de amor, la que viven Elena y Teseo. Preguntado al respecto nos comentó que no es la historia más romántica que ha escrito pero sí la más redonda«Mis historias de amor suelen terminar como la vida, en la incertidumbre, y con finales abiertos, pero de la historia de Elena y Teseo conoceremos el final».


Para concluir, confesó ser muy feliz escribiendo novelas. «Durante uno o dos años voy a estar leyendo, viajando, estudiando, conociendo algo nuevo que no había conocido hasta ahora». Aseguró que escribir novelas le genera mucha ilusión y le da vida. «Mientras piense que no estoy acabado seguiré escribiendo» Y al hilo de esta afirmación, nos adelantó que ya lleva escritos cinco capítulos de su próxima novela. No quiso compartir con nosotros ningún detalle de la trama ni de los personajes porque, «una novela, hasta que no está terminada, no existe».


7 comentarios:

  1. Hola.
    De este autor estuvieron hablando por las redes sociales pero no sabia nada de la entrevista. No he leído nada del autor y no se si acabaré leyendo su nueva novela.
    Nos leemos.

    ResponderEliminar
  2. Lo cierto es que tengo ganas de leerla. Me ha encantado esa frase de que es un marino lector que accidentalmente escribe novelas. Besos Marisa :D

    ResponderEliminar
  3. Pobre Reverte. No ha tenido buena suerte con las adaptaciones al cine de sus novelas. Creo que la único digna de mención es la que hizo Pilar Miró de El maestro de esgrima.
    Respecto a sus novelas, las he ido leyendo casi todas, excepto las que se centran demasiado en la guerra como Cabo Trafalgar o La línea de fuego. Esta última terminé por abandonarla. Mira que me gusta la guerra civil como tema literario, pero es que era la guerra pura y dura, las batallas en el línea de fuego (claro por eso se titula como se titula).
    Veo que El italiano también tiene su parte de guerra. Espero que esta no se me escurra entre los dedos pues ya hace tiempo que no leo nada del autor. Tampoco leí Sidi.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  4. Con Reverte me llevo una de cal y otra de arena. Hay novelas suyas que disfruto mucho y otras que me resulta imposible de terminar. Aunque la última que he leído, se me ha quedado en un punto medio, Falco. No sé si ésta terminará cayendo. Gracias por esta estupenda crónica.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  5. Mi compañero Andrés CM tiene muchas ganas de leer lo nuevo del autor así que lo mando para acá para que te lea =)

    ResponderEliminar
  6. Me suele gustar Reverte, aunque hay novelas con las que he discutido mucho y otras que no me han gustado, pero desde luego suele ser un narrador solvente. Veremos si me animo con esta. Gracias por la crónica, impecable. Besote

    ResponderEliminar
  7. Muy buena crónica sobre la presentación de la nueva novela de Pérez-Reverte, Marisa. Me resulta muy atractivo lo que nos cuentas sobre El italiano. De Reverte sólo leí La reina del sur, magnífica novela negra, aunque quise ver la serie, pero me llevé un rebote que no veas, porque parecía un culebrón infumable. La sombra del águila me gustó mucho: una novela histórica corta, con dosis de humor que me encandilaron. Besos.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...