domingo, 28 de octubre de 2018

NO HAY DOS SIN TRES

Esta semana vuelvo a estar en el hospital, acompañando a mi madre en uno de los momentos más difíciles y complicados de su vida, en una situación especialmente dolorosa para mí. Ahora mismo soy una bomba de emociones que estalla en cualquier momento y prefiero aislarme del mundo, refugiarme en mi interior y buscar sosiego en el silencio y los brazos de mi pareja. Por tanto, vuelve a quedar en el aire la actividad del blog, vuelven a quedar los libros esperando mi regreso y vuelvo a ausentarme de vuestros rincones hasta que soplen vientos mejores o sea capaz de recomponer mis pedazos. 

viernes, 26 de octubre de 2018

LA LEYENDA DE SLEEPY HOLLOW de Washington Irving

La leyenda de Sleepy Hollow


Editor: Editorial Minimal (14 de noviembre de 2014)
Colección: Grandes Clásicos
Format: EPUB
Precio: 0,99 €
Tamaño del archivo: 108 KB
Protección: DRM
Idioma: Español


Autor


Nació en Nueva York, el 30 de abril de 1783. Realizó estudios de Derecho, pero su vocación se interesaba más por el periodismo y la escritura que por la abogacía. En 1802 comenzó a escribir artículos en periódicos de Nueva York. En 1815 se fue a vivir a Liverpool y allí trabó amistad con importantes hombres de letras: sir Walter Scott y Thomas Moore, entre otros. Escribió algunos ensayos y relatos bajo el seudónimo de Geoffrey Crayon. En Madrid perteneció al cuerpo diplomático de su país. Nuevamente en Estados Unidos en 1846, regresó a Sunnyside, su casa de campo, y allí falleció el 28 de noviembre de 1859.


Sinopsis


Publicada por Washington Irving en 1820, “La leyenda de Sleepy Hollow”, se ha convertido en un clásico ineludible para la literatura universal, que ha suscitado numerosas adaptaciones cinematográficas. La historia se dearrolla en 1784, en los alrededores del asentamiento holandés de Tarry Town (Tarrytown, Nueva York), en un apartado valle llamado Sleepy Hollow. Este es conocido por sus fantasmas y el ambiente embrujado que impregna la imaginación de sus habitantes y visitantes. El espectro más infame del lugar es el Jinete sin Cabeza, de quien se dice que es el fantasma de un antiguo soldado que fue alcanzado en la cabeza por una bala de cañón durante "alguna batalla sin nombre" de la Guerra Revolucionaria de EEUU y quien "cabalga hacia la escena de la batalla en una nocturna búsqueda de su cabeza".


[Biografía facilitada por Casa del Libro; sinopsis tomada directamente del ejemplar]



Ahora que se acerca el Día de los Difuntos (me niego a festejar Halloween), hay muchas propuestas para leer libros de terror, un género que a mí particularmente me encanta. Esto ya lo sabéis los que acudís a este espacio con frecuencia. La cuestión es que, dado que se acercan esas fechas y he escuchado hablar tanto de Washington Irving y sus obras, me pareció oportuno abordar uno de sus cuentos más famosos, La leyenda de Sleepy Hollow, máxime cuando la historia me sonaba de una adaptación al cine. Cuál no ha sido mi sorpresa al descubrir una historia que en nada tiene que ver con lo que esperaba. Pensaba que me estaba adentrando en una historia de terror escalofriante y resulta que me ha parecido muy divertido. De hecho he visto que algunos lectores la catalogan como un cuento de humor. No llegaré yo a tanto pero sí es cierto que me he reído en algún momento y la lectura me ha dejado una leve sonrisa en los labios. Eso sí, el terror y el miedo no han aparecido por ningún lado.

Antes de entrar en materia os quiero advertir que yo he leído una edición digital (cosa rara en mí pero siendo un cuento de pocas páginas no me ha supuesto gran escollo). No obstante, sé de buena tinta que en el mercado encontramos ediciones muy buenas como la de la editorial Alba, un volumen ilustrado del que hablan maravillas y del que podéis obtener más información aquí.

La leyenda de Sleepy Hollow gira alrededor de una localidad cercana al río Hudson y de un maestro de escuela. Sleepy Hollow es un lugar que antaño fue habitado por los primeros colonos holandeses cuyos descendientes son 'gente apacible, serena, acaso indolente'. Es una tierra 'envuelta en una atmósfera de ensoñación y calma densa', de ahí su nombre.  Las gentes que pueblan este lugar piensan que un aire mágico flota sobre toda la comarca, y no es de extrañar que sus habitantes crean en supersticiones y fenómenos extraños. De hecho, 'suelen caer a menudo en trance y tienen visiones; escuchan en el aire voces y músicas indescifrables'. Entre todos los sucesos raros que han acontecido en el lugar predomina la leyenda de un joven soldado que fue decapitado durante un combate. Ahora el espectro errabundo, denominado El Jinete sin cabeza de Sleppy Hollow, se dedica a buscar su testa durante las noches más oscuras y solitarias, aterrorizando a todo aquel que se cruce en su camino.

En aquel apartado lugar, 'un remanso de paz' en el que todavía se conservaban las 'costumbres, usos y tradiciones' de los primeros colones, habitaba Ichabod Crane, el maestro encargado de educar a los hijos de los granjeros del entorno, muy dado a leer historias siniestras y de terror que activaban inmediatamente su imaginación. En el plano profesional era un hombre justo e indulgente que, sin ser una persona cruel y prepotente, educaba a sus discípulos con mano dura a la vez que, tras la escuela, era también 'el mejor compañero de juegos de los niños'. En el plano social, Crane parecía gozar de la admiración de las féminas rurales pues su cultura evidenciaba aún más la ignorancia y los rudos modales de sus esposos. Pero entre todas aquellas mujeres había una en concreto por la que Ichabod bebía los vientos. Se trataba de Katrina Van Tessel, 'la  hija única de un granjero holandés muy rico'. La belleza de la joven cautiva al maestro aunque yo diría que más que la hermosura sería la dote la que encandila al profesor. A un muerto de hambre como Ichabod todo lo que los Van Tessel tienen al alcance de la mano le parece un auténtico tesoro y pone todo su empeño en conquistar a Katrina, esperanzado en que la joven sabrá apreciar sus cualidades. Y así se lanza a cortejar a la dama pero ¡ay! no contaba con Brom Van Brunt, 'un tipo achulado, de mirada pícara, que era en la región todo un héroe merced a su fuerza y a sus baladronadas a menudo temerarias'. Lo que le pase a Ichabod Crane en esa aventura amorosa que ha decidido emprender lo dejo en el aire a la espera de que aparezca el jinete sin cabeza. 

La lectura de este cuento ha tirado por tierra todo lo que tenía en mente sobre Sleepy Hollow. En ocasiones, el séptimo arte desvirtúa tanto una historia que la convierte en otra totalmente distinta y esto es lo que ocurre con este cuento de Washington Irving. Pero con estas palabras no quiero transmitir decepción, más bien todo lo contrario. La sorpresa inicial al comprobar que el tono de la narración se alejaba del terror ha dado paso a una perspectiva distinta, a un acercamiento nuevo sobre la obra. Sin duda, la he disfrutado mucho.

Por otra parte, Ichabod Crane es un personaje al que se le coge mucho cariño. Es un hombre en cierto modo inocente, con muy poca maldad, sin recursos para sobrevivir pues tiene un sueldo tan mísero que apenas le llega para el pan diario. Es normal que el hombre quiera prosperar y más si lo hace con una buena familia y una bella mujer por vía matrimonial pero su imaginación le juega malas pasadas. Leer tantos libros de terror o escuchar tantas historias tenebrosas pueblan su mente de fantasmas y apariciones. Lo que le ocurre es tremendamente divertido por mucho jinete sin cabeza que aparezca en la historia. Y creedme que son igualmente divertidas todas las reflexiones que el narrador vierte sobre el papel de la mujer y su naturaleza como denota el siguiente párrafo: 'Digamos que el pobre maestro hubiera podido disfrutar por mucho tiempo de una existencia plácida y feliz, sólo alterada por estas minucias, obra del maligno, de no haberse cruzado en su camino la criatura que más turbaciones causa en la existencia del hombre, mayores aún que cualesquiera espectros, demonios y brujos juntos: una mujer'. Esto por no hablar de la comparación que se establece entre las gallinas y las amas de casa o lo mal parada que sale Katrina cuando tiene que elegir entre tanto pretendiente.

Escrito en primera persona, el narrador asegura haber escuchado esta historia durante el tiempo que vivió en Sleepy Hollow y parece que el texto es fruto de un recuerdo que viene a su mente. En ocasiones da la sensación de estar narrando la historia a un grupo de gente congregada alrededor de un buen fuego, justo lo que más le gustaba a Crane, oír historias de espectros y fantasmas en plena noche.

El estilo de Washington Irving brilla por una prosa profusa, rica y elegante a través de la cual concatena largas subordinadas y por una tendencia a la descripción llena de detalles. Y es que, si hay algo que llama poderosamente la atención al leer este cuento es la abundancia de descripciones. Párrafos y párrafos que se convierten en páginas nos detallan las peculiares del entorno de Sleepy Hollow o la casa y las propiedades de los Van Tessel. Lo mismo hace con el protagonista principal que curiosamente no es el jinete sin cabeza. De Ichabod Crane hace una disección minuciosa, describiendo su aspecto físico, su estilo de vida, su personalidad y carácter. En menor medida, aunque también con bastante generosidad, hará lo mismo con otros personajes. Es probable que esta abundancia descriptiva que predomina por encima de los hechos y se prolonga hasta casi la mitad del texto, pues el plato fuerte del argumento aparece muy avanzada la lectura, puede llegar a abrumar pero la prosa del autor es tan minuciosa, tan rica, tan sumamente detallista que se disfruta tanto o más que la historia. De hecho él mismo llega a justificar esa obcecación por lo descriptivo en un punto concreto de la narración aunque también, y quizá advirtiendo que está alargando mucho la historia sin llegar al nudo, él mismo se recrimina por tardar en entrar en materia.

Poco más os puedo decir. Desde luego, si te acercas a este relato en busca de un terrorífico jinete sin cabeza que se le aparece a los aldeanos en plena noche y los persigue sin tregua aterrando a todos los vecinos, te vas a llevar una decepción porque precisamente el jinete tiene poco protagonismo. La historia que se recoge en La leyenda de Sleepy Hollow es bien distinta a lo que Tim Burton nos muestra en el cine, es un relato con una importante dosis de humor que a mí me ha gustado mucho leer. 







 

[Fuente: Imagen de la cubierta tomada de la web de la editorial]

Puedes adquirirlo aquí:

miércoles, 24 de octubre de 2018

BASADA EN HECHOS REALES (THRILLER - 2017)

Año: 2017

Nacionalidad: Francesa.

Director: Roman Polanski,

Reparto: Emmanuelle Seigner, Eva Green, Vincent Pérez, Damien Bonnard, Camille Chamoux, Josée Dayan, Noémie Lvovsky, Dominique Pinon, Brigitter Roüan, Alexia Séféroglou.

Género: Thriller.

Sinopsis: Delphine (Emmanuelle Seigner) es una sensible y atormentada novelista de éxito, paralizad ante la idea de tener que comenzar a escribir una nueva novela. Su camino se cruza entonces con el Elle (Eva Green), una joven encantadora, inteligente e intuitiva. Elle comprende a Delphine mejor que nadie, y pronto se convierte en su confidente. Delphine confía en Elle y le abre las puertas de su vida. Pero ¿quién es Elle en realidad? ¿Qué pretende? ¿Ha venido para darle un nuevo impulso a la vida de Delphine o para arrebatársela?

[Fuente: Filmaffinity]


Ser un autor de éxito es el sueño de todo escritor. A pesar del sacrificio que conlleva tiene que ser muy gratificante saber que una legión de lectores están siempre a la espera de tu nueva publicación. No obstante, todo tiene su cara y su cruz y entre esa multitud de admiradores que siguen cada paso que el autor da, cada entrevista, cada publicación en redes sociales, cada avance de un nuevo proyecto, puede coexistir alguien cuyo interés desbordado traspase todo límite razonable. Entonces, no debe ser tan maravilloso ser un personaje público cuya vida privada se vea amenazada. 

En esta línea, un autor me contó una vez que había sido acosado insistentemente durante bastante tiempo por una lectora a través de las redes sociales. Lo que en un principio fue un acercamiento tímido se llegó a convertir en un hostigamiento que terminó por asustar al autor hasta el punto de tener que tomar medidas urgentes. La chica comenzó con mensajes de admiración pero una labor de investigación por su parte la llevó a aparecer en los lugares más insospechados y a irrumpir en la vida privada del escritor, queriéndose hacer un hueco. Ni que decir tiene que aquella lectora parecía tener algún problema psicológico que sufrió durante bastante tiempo nuestro autor. 

Pues bien, salvando las distancias la película de la que os hablo hoy trata, a priori, sobre esa relación autor-lector que en ocasiones se convierte en un peligro. Ojo, que digo a priori. Fue en 2016 cuando la editorial Anagrama publicaba en España la novela de Delphine de Vigan, Basada en hechos reales (el título original era D'après une histoire vraie). Inmediatamente se corre la voz y los lectores ensalzan la novela. Me sentí muy tentada y me entraron muchas ganas de leerla pero Roman Polanski se me adelantó con su adaptación al cine y allá que me fui en la semana de su estreno. La sensación que tuve al salir de la sala fue un tanto ambivalente. ¿Qué es lo que había visto? Recuerdo que la proyección originó un debate interesante porque, si yo había entendido una cosa, mi pareja parecía haber visto otra película. Y ahí quedo en el aire.

Por suerte, las plataformas televisivas te permiten volver a visionar un casi estreno y eso es lo que he hecho hace bien poco, con la intención de poder hablaros de esta película. Tras un segundo visionado, mis impresiones no han cambiado un ápice.

Delphine Dayrieux (Emmanuelle Seigner) es una escritora muy prestigiosa. Todas sus novelas han tenido siempre una espectacular acogida y han cosechado grandes críticas. Su última publicación no podía ser menos. Durante una firma de libros y una posterior fiesta de promoción, Delphine conoce a Elle, una 'negra' que se dedica a escribir biografías. Elle es una mujer de mirada fría, temple de acero y muy enigmática. Bastante inteligente, se las ingenia muy bien para entablar una estrecha amistad con la autora a quien pretende ayudar a salir del bloqueo en el que Delphine está sumergida. Elle parece entender muy bien a Delphine. La autora se siente cómoda en compañía de su nueva amiga, pues le pesa la soledad que le produce la ausencia constante de su pareja, un periodista literario que enlaza un viaje tras otro, así como la indiferencia que muestran sus hijos que abandonaron el nido hace tiempo para vivir su propia vida. A ello se le une esa falta de inspiración para una nueva novela y la inquietud que le produce unas cartas anónimas que Delphine está recibiendo, en la que se le acusa de hacer negocio con las miserias de su propia familia.

La relación con Elle se inicia con las curiosidades típicas -la metodología de trabajo, la inspiración,...- pero poco a poco y con bastante ingenio, la joven empieza a hacerse un hueco en la vida de la escritora, ocupando cada vez más y más espacio y asumiendo unas atribuciones que no le corresponden. Pero Delphine, de primeras, está encantada con contar con una especie de secretaria que le gestiona todas las tareas aunque esa amistad, a priori inocente, comienza a convertirse en algo mucho más amenazante. 

Desconozco cómo se desarrolla la historia en la novela pero, con respecto a la película os diré que los mimbres son bastante buenos. El problema está en que, para hacer prosperar una historia así, se echa mano de diversas situaciones que me resultan un tanto difícil de creer. Para empezar, Delphine se abre con demasiada rapidez ante Elle. La conexión que se establece entre ellas se vuelve poderosa desde el primer momento quizás sea porque Elle tiene un irresistible poder de seducción y por el halo de misterio que la rodea. La autora accede a todas las solicitudes de la joven sin cuestionarlas en ningún momento y a mí me parece que en circunstancias normales una persona, novelista o no, no se comporta tan a la ligera. Además se da el caso que el guión deja en el aire algunas cuestiones como por ejemplo, la identidad del emisor de las cartas anónimas o una supuesta suplantación de identidad en las redes sociales,... asuntos que parece ser que es el espectador el que tiene que justificar. Y es que, sin saber nada de la novela, creo que Roman Polanski juega a la ambigüedad en esta película, de ahí que en el desenlace nos formulemos algunas preguntas: ¿Lo que estamos viendo es real? ¿Es la madre de Delphine, un personaje sutilmente perfilado, la clave de todo el argumento? ¿Tiene todo eto que ver con el proceso creativo? Bueno, cada uno sacará sus propias conclusiones y es por eso que antes dije que esta película incita al debate. En cualquier caso, y teniendo en cuenta la trama, no es descabellado que nos recuerde un tanto a otra gran novela y otra gran película. Me refiero a Misery de Stephen King, de nuevo un autor de éxito y una lectora desquiciada, una película que si no has visto ya estás tardando.

Y bajo toda esa trama que en ocasiones es asfixiante aunque con un ritmo algo lento, el espectador encuentra algunos mensajes como la importancia de las notas que día a día toma un autor o el negocio editorial que no se para en pensar en la calidad de la obra sino más bien en la cifra de ventas que pueden alcanzar con una novela más comercial. Nada nuevo bajo el sol.  

El personaje de Elle interpretado por Eva Green me ha encantado. A la mirada gélida que mencioné antes, muy analítica y casi radiológica, se une la peculiar personalidad de la joven con un pasado que la ha convertido en alguien débil y vulnerable tras una coraza con la que se protege. Pero todo resulta una pose para conmover a Delphine. En realidad, Elle es manipuladora y eso la convierte en un personaje muy interesante. Creo que es ella, cuya interpretación luce mucho más que la de su compañera de reparto, la que mantiene la intriga y el interés del espectador. ¿Hasta dónde está dispuesta a llegar? ¿Con qué intenciones?

En definitiva, Basada en hechos reales es un thriller psicológico que podría haber sido algo mucho mejor. Considero que tiene buena base, que existe química entre las dos protagonistas y aunque no exista una potente tensión narrativa, la película va fluyendo con interés -especialmente en el primer y último tercio- aunque peca ligeramente de exceso.  El problema principal que le veo es su desenlace repentino, dejando cuestiones en el aire y con una escena final demasiado ambigua.




Tráiler:


Puedes adquirirla aquí:



martes, 23 de octubre de 2018

FALLO I PREMIO DE NOVELA 'POLICIA NACIONAL'

El pasado jueves, 18 de octubre, tuvo lugar el fallo del I Premio de Novela 'Policía Nacional'. El acto tuvo lugar en el salón de actos de Capitanía General en Sevilla y allí fuimos convocados para conocer el nombre del ganador. 

Dado que el premio era convocado por la Fundación Policía Nacional, en colaboración con la Fundación Unicaja y Algaida Editores, y además se celebraba en un recinto militar, concurrieron a este encuentro numerosos miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, no ya en calidad de espectadores, sino también como integrantes del acto, a lo largo del cual se destacó la fascinación que produce la profesión de policía, especialmente en lo referente a la investigación criminal. Por tal motivo, no es de extrañar que se escriban tantas novelas de género policíaco o novela negra, obras en las que se pone en evidencia la metodología que emplean los detectives y policías para esclarecer los hechos y acabar deteniendo al criminal. 

Así pues, y con el ánimo de fomentar la actividad policial, nace este premio con una dotación económica de 10.000 € y que tiene intención de perpetuarse en el tiempo para lo que ya se ha convocado su segunda edición, gracias a la colaboración de Fundación Unicaja y Algaida Editores, encargada de editar, publicar y distribuir la novela a nivel internacional.

Un total de sesenta y cuatro obras son las que han concurrido a este premio, de las cuales el jurado presidido por Mario Hernández Lores, director de la Fundación Policía Nacional, y compuesto por Espido Freire, Lorenzo Silva, Antonio Soler, el comisario Luis Esteban, el inspector  jefe Carlos Sánchez Pérez seleccionó en primer lugar cinco finalistas. Tras diversas deliberaciones, resultó ganadora la escritora conquense, aunque afincada en Madrid, Ana Muela Pareja, por su obra Alma Mater




Ana Muela, tras dar las gracias al jurado, dijo sentirse muy feliz pues suponía un orgullo recibir este premio organizado por la Policía Nacional. Afirmó que la novela negra y policíaca está en un buen momento, 'desde que el género se iniciara en el siglo XIX con Los crímenes de la calle Morgue de Edgar Allan Poe'.

Sobre la novela  comentó que su título viene del escenario en el que transcurre la trama, principalmente la Universidad Complutense de Madrid. 'Es una novela policíaca clásica' que sigue el patrón de asesinato y posterior investigación, cuyo argumento se inicia con el hallazgo del cadáver de un profesor de latín, crimen del que se hará cargo el inspector jefe de la Policía Nacional, Federico Gajanejos, junto con su equipo. 

Hizo hincapié en las circunstancias personales del protagonista principal que en el presente de la novela está viviendo un momento vital algo complicado. 'Gajanejos se siente mayor, tiene una difusa sensación de fracaso, su madre sufre de demencia senil, tiene una hija adolescente con todo lo que eso conlleva y su relación sentimental hace aguas por todos lados'. A media que avanza la investigación irán apareciendo nuevos profesores de universidad brutalmente asesinados lo que desata el pánico en el  ámbito docenteNo obstante, la autora también puntualizó que su novela funciona como una reflexión sobre la familia, ese lugar supuestamente seguro pero que, en ocasiones se vuelve peligroso y problemático. 

A su vez, confesó que ha disfrutado mucho escribiendo esta novela en la que además ha querido introducir algún toque humorístico, 'no tanto en la trama policíaca sino más bien en la relación entre los personajes, en las reflexiones del protagonista, aunando los horrores de los asesinatos con una mirada irónica sobre las relaciones personales'.

Tras dar nuevamente las gracias, cerró el acto el Delegado del Gobierno en Andalucía, Alfonso Rodríguez Gómez de Celis, que felicitó a la autora por el galardón y compartió con los asistentes algunas anécdotas literarias. 


Título: ALMA MATER

I Premio de Novela Policía Nacional.

Autora: Ana Muela Pareja.

Fecha publicación: octubre, 2018

Nº páginas: 376

Precio: 20,00 €

ISBN: 978-84-9189-041-6

Sinopsis: Crimen en la Facultad de Filología de la Complutense. El finado es el profesor Larreta, 63 años, catedrático de Latín, con fama de hueso y ligón. Casado, fría relación conyugal, tiene una hija que estudia fuera. Y el encargado del caso y protagonista es el inspector Gajanejos. 50 años, divorciado, con una hija y con una relación; curtido en su trabajo y aficionado a la astrología.


lunes, 22 de octubre de 2018

RATOLESCENCIA de Áurea Poncelet

Resultado de imagen de ratolescencia

Editorial: Babi-Dibú.
Fecha publicación: febrero, 2018.
Precio: 15,95 €
Género: Juvenil.
Nº Páginas: 228 
Encuadernación: Tapa blanda con solapa.
ISBN: 978-84-16777-99-0

[Disponible en eBook;
puedes empezar a leer aquí]



Autora

Áurea Poncelet. Cordobesa de nacimiento, marbellí de adopción, nació en el siglo pasado, a principios de los 80. Se licenció en Dirección Hotelera, carrera que dejó aparcada temporalmente para dedicarse a sus dos grandes pasiones: su hijo y escribir. Desde muy temprana edad mostró interés por la lectura, y esa misma pasión fue la que hizo que se iniciara a la edad de ocho años en la aventura de escribir sus primeros cuentos y poemas. La autora aún guarda con cariño aquellos cuadernos de anillas rebosantes de historias mágicas y versos con rimas.

Aunque durante años ha compartido sus relatos en blogs y foros de escritores, Ratolescencia es su primera incursión profesional en el mundo literario.

Esta historia la inspiró su sobrina y la llegada de su hijo la culminó.

Sinopsis

El protagonista de esta emocionante historia es Álex, hijo del Ratón Pérez, un 'ratolescente' que lucha por ser aceptado tal y como es, y no como sus padres quieren que sea.

Se enfrentará con uñas y dientes a su propio destino, a un legado impuesto que ha pasado de padres a hijos durante generaciones y cuyo futuro él no quiere continuar. Álex quiere hacer lo que le apetece, dedicar su tiempo a realizar sus sueños y tomar sus decisiones sin importarle lo que piensen los demás. Pero nadie dijo que la vida fuera fácil y a veces las obligaciones que recaen sobre nuestros hombros son más importantes y necesarias que nuestra propia felicidad.

Álex tendrá que vivir una serie de aventuras hasta que pueda encontrarse a sí mismo y esas experiencias vividas lo ayudarán a crear ese hueco que tanto reclama en el mundo de los adultos, donde estos siempre tienen la última palabra.

Por suerte, sus buenos amigos estarán con él para ayudarlo. Y también sus enemigos, porque... ¡siempre hay algo que aprender de las personas a las que no gustamos!

[Información tomada directamente del ejemplar]


Hoy me decanto por la lectura juvenil y lo hago con un libro que lleva mucho tiempo esperando en mis estanterías. Ratolescencia de Áurea Poncelet encierra una historia divertida que también emociona. Sencillamente me ha parecido una lectura llena de importantes mensajes, muy instructiva y que me ha gustado mucho leer. 

En Madrid hay un viejo edificio que antaño fue una confitería. En su sótano residen los Pérez, un apellido que unido a la familia de los ratones no pasa desapercibido. Y es que el patriarca de esta familia no es ni más ni menos que el propio Ratón Pérez, sí, ese ratoncito encargado de recoger los dientes de todos los niños de España y canjearlos por dinero y regalos. Un personaje que nos ha acompañado a todos durante nuestra infancia. 

Ratón Pérez vive dentro de una caja de galletas junto a su mujer y su hijo Álex, un adolescente 'ratonil' un tanto rebelde. El padre está ya muy mayor. Lleva muchos años recorriendo España cada noche a la caza de esos dientes que duermen bajo las almohadas, un trabajo muy sacrificado, en el que a veces se corren grandes peligros, y que apenas le permite disfrutar de su familia pues cuando el día llega, Ratón Pérez regresa a casa para acostarse, mientras que su mujer y su hijo comienzan su jornada. La incompatibilidad de horarios es algo que molesta muchísimo a Álex. No soporta que su padre se vuelque tanto en su trabajo dejando de lado la relación con su hijo. 

Por su parte, Álex es un ratón joven en plena adolescencia, una etapa que se caracteriza por su enconada rebeldía tanto en ratones como en humanos. Odia las responsabilidades y las obligaciones. Reniega de las imposiciones de sus padres y siempre pretende hacer lo que le plazca en compañía de sus amigos, una actitud que preocupa mucho a Ratón Pérez y a su mujer. A esta rebeldía se une que el destino de Álex está marcado desde su nacimiento. Generación tras generación, todos los primogénitos de la familia Pérez se han encargado de recoger los dientes de los niños de España, en una tarea que ha pasado de padres a hijos desde el principio de los tiempos sin embargo, Álex no siente ningún interés por convertirse en el siguiente Ratón Pérez. Mostrará en todo momento su disconformidad a ese futuro predeterminado y reivindicará su derecho a elegir su profesión. Él quiere ser maestro ninja.  

Toda la historia girará alrededor de este problema, el rechazo de Álex a continuar con la tradición familiar. Pedirá consejo a sus amigos, Mina, Favi y Antón y será necesario que se produzcan una serie de acontecimientos para que Álex cambie de opinión. Junto a sus amigos, el joven ratón vivirá una extraordinaria aventura en la que también tienen cabida los enemigos, los Malos Malísimos, tres ratas nauseabundas que solo quieren someter a los tres ratoncitos.  

Ratolescencia encierra varias lecciones. Por un lado, veremos cómo Ratón Pérez es un padre de familia responsable y sacrificado que, a pesar de los inconvenientes de su trabajo, sólo piensa en el bienestar de su familia y en realizar la tarea que se le ha encomendado con la mayor diligencia posible. A esta actitud se contrapone la de su hijo pues Álex, en su rebeldía, es un estereotipo de la etapa adolescente que se caracteriza también por la injusticia que muestra frente a unos padres entregados y sacrificados. Diversas actitudes y comportamientos nos harán reflexionar sobre el valor de la auténtica amistad, la importancia de una buena alimentación, la recompensa que siempre se recibe cuando nos portamos bien y lo que para mí es más importante, anteponer el bien de todos por encima de nuestra propia felicidad.

Áurea Poncelet crea una historia llena de magia en la que no falta su pizca de humor con la descripción de algunas escenas que nos sacarán una sonrisa. No obstante, también hay espacio en este cuento para el drama. A lo largo de la lectura nos toparemos con una escena muy triste que, a priori, me pareció  excesiva pero el libro va dirigido a un público de doce años en adelante y considero que a esas edades, uno debe ir ya curtiéndose en esto de la vida, y aprender que no todo es de color de rosa sino que te puedes topar con situaciones dolorosas o algunas otras en las que es difícil tomar una decisión. En cualquier caso, el trasfondo principal de la historia es el humor y la autora consigue crear una atmósfera divertida con diálogos ingeniosos y peripecias ocurrentes.

Escrito en tercera persona, y con un total de treinta capítulos cortos, el lenguaje empleado es bastante coloquial -no podría ser de otro modo en este género - e incluso divertido pues la autora construye vocablos partiendo de la raíz de la palabra 'ratón', como bien muestra el título del volumen. 

Ratolescencia ha sido una lectura que, para la edad que tengo, me ha divertido muchísimo. Su argumento encaja perfectamente en una película de animación pues además es muy visual. Es una lectura idónea para un público juvenil, incluso diría que vendría muy bien para niños de entre 8 y 10 años pues como comenté antes, cuenta con una serie de lecciones que servirían para construir la esfera moral y los principios de un individuo.

A mí me ha gustado leerla y desde aquí la recomiendo a todos.


Booktrailer:








 

[Fuente: Imagen de la cubierta tomada de la web de la editorial]

Puedes adquirirlo aquí:


sábado, 20 de octubre de 2018

SEPTIEMBRE... ¡DE UN VISTAZO! (#09/2018)

Como muchos ya sabéis, mi curso lector ha empezado regular. Fue poner un pie de vuelta de las vacaciones y mi vida dio un vuelco. Mi madre ha sufrido diversos problemas de salud y eso ha provocado que me mantuviera bastante desanimada y muy apartada de los libros y la blogoesfera. No sé si os ocurre pero a mí hay ciertas preocupaciones que ni los libros consiguen apaciguar, así que, mi mes de septiembre y también mi mes de octubre -del que ya os daré cuenta- ha sido muy escueto en cuestión de lecturas. De momento, repasemos septiembre.

[Para conocer la sinopsis de los libros expuestos 
solo tienes que clicar en cada título o en los enlaces a las reseñas]


Los comprados




Tras la vuelta del verano, el Círculo de Lectores llamó a mi puerta. Sois tantos los habéis hablado tan bien de La ciudad de la lluvia de Alfonso del Río que no me pude resistir. Ya está en casa a la espera de ser leído y espero que me guste tantísimo como a todos vosotros.








Los recibidos

Desde Martínez Roca me llegó un libro al que no pude decir que no. Al otro lado de Álvaro Maqueda es un thriller lleno de suspense y misterio con un giro final bastante inquietante. Ya está leído y reseñado en el blog.



¿Y cómo negarme a leer La costa de alabastro? Alianza Editorial en su colección Runas publica lo último de Victoria Álvarez, una autora que, a pesar de su juventud, me gusta. La novela la he disfrutado mucho. Tiene una ambientación fabulosa, algo que la autora domina bien.

Mikel Santiago es un clásico en mis estanterías. Desde que publicó La última noche de Tremore Beach, todas sus novelas han pasado por mis manos. Ahora acaba de publicar La isla de las últimas voces a la que estoy deseando hincarle el diente. Si no lo he hecho todavía es porque estoy a la espera de saber si si autor vendrá definitivamente a Sevilla o no. Me tiene en ascuas.



Con respecto a Antonio Puente Mayor, no puedo estar más contenta con su nueva publicación, no solo porque es un buen amigo y una se alegra de lo que le ocurra a la gente que aprecia sino porque El enigma del salón Victoria (Algaida Editores) tiene una pinta estupenda. En casa ya lo han leído y en breve me tocará turno a mí.

Lo mismo ocurre con Fernando García Calderón. Recuerdo los encuentros con este autor con un cariño tremendo. Sus libros siempre reflejan su personalidad y no pueden ser más hermosos. Él mismo me ha hecho llegar su última novela, De lo visible y lo invisible (Algaida Editores) que leeré con mucho gusto. Espero que me guste como todos los demás.

Y con el objeto de realizar alguna entrevista, desde la editorial Páginas de Espuma, recibí Qué mundo tan maravilloso de Lola López Móndejar. La autora visitará nuestra ciudad hacia mediados de noviembre y para entonces quiero tenerlo leído. Es un volumen de cuentos, un género que ya sabéis que me encanta.



Por su parte Tusquets acaba de publicar lo último de Ginés Sánchez, Mujeres en la oscuridad, una novela que tiene como protagonista a tres mujeres cuyas vidas se entrecruzan. La entrevista al final no pudo concretarse pero la novela caerá pronto. 

Los ganados

Nada. Cero. Bueno, tampoco me estoy apuntando a tantos. 

viernes, 19 de octubre de 2018

ULISES CON ALMA AJENA de Reyes García-Doncel

Alt text


Editorial: Triskel.
Fecha publicación:  mayo, 2018.
Precio: 20,00 €
Género: Narrativa.
Nº Páginas: 360 
Encuadernación: Cartoné.
ISBN: 978-84-948064-6-9
[Disponible en eBook;
puedes empezar a leer aquí]

Autora


Reyes García-Doncel nace en Sevilla (1957), pero vive su infancia y adolescencia en Cádiz. Desde niña tiene dos amores: la literatura y la naturaleza, dos caminos por los que intenta explicarse al mundo. Es farmacéutica, catedrática de Biología-Geología en secundaria y autora de numerosos libros de texto y guías didácticas, para diferentes editoriales y niveles de enseñanza.

La literatura estuvo esperando hasta que, tras completar varios cursos de poesía y escritura creativa, comienza su andadura como autora de las novelas Sin noticias de Acuario con Editorial Paréntesis (2011) y No soporto tu luz con Ediciones en huida (2015).

Ha publicado en la revista literaria Telegráfica, de la editorial Maclein y Parker, y mantiene activo el blog Universo introito, concebido como cuaderno de aprendizaje literario.

Sin pretenderlo, la historia de Ulises con alma ajena se cruza en su camino y escribe su tercera novela.

Sinopsis

Candela, una joven sevillana que no encuentra trabajo en España, decide abandonar su casa, familia y amigos para buscar alguna oportunidad en Edimburgo. Junto a su pequeña maleta, viaja con la esperanza de un futuro que no vislumbra en su propio país. En la capital de Escocia conoce a muchos otros en su misma situación y, mientras habla con su familia por Skype y trabaja en lugares donde nunca pensó que lo haría, irá sintiendo que el futuro que siempre imaginó se desvanece del mismo modo en que lo hacen sus propias raíces, a miles de kilómetros al sur. 

Elaborada a modo de diario personal, Reyes García-Doncel profundiza en Ulises con alma ajena en la necesidad del viaje y del abandono, de la incertidumbre y la nostalgia, que muchos jóvenes han emprendido en los últimos años para buscar un futuro que obligatoriamente se dibujaba más allá de los confines de su propio país. La historia de Candela es la de miles de ellos, de sus ilusiones, esfuerzo y desesperanzas que una vez atesoraron en una pequeña maleta con ruedas.

[Información tomada directamente del ejemplar]


Ulises con alma ajena cuenta con una cubierta que huele a invierno. La sola presencia de una taza de café humeante tras un cristal empañado por el frío, mientras que al otro lado camina una joven arrastrando una maleta adelantan en cierto modo lo que esta novela de Reyes García-Doncel contiene entre sus páginas. Estamos ante un libro de viajes, de futuro incierto, de ilusiones hermosas, de sueños aún por estrenar, aunque para todo eso haya que dejar atrás la seguridad de tu hogar y el calor de los tuyos.

Candela es una joven sevillana, licenciada en Historia del Arte con ganas de ejercer pero las posibilidades de encontrar trabajo 'en lo suyo' son tremendamente complicadas. A nadie debe extrañar que la situación socio-económica-política-laboral de España haya empujado a muchos jóvenes a dejar atrás su país, su ciudad, su familia y sus amigos en pos de un objetivo que parece resistirse. Bueno, esto no solo atañe a España sino a otros muchos países. No hay más que mirar las noticias. Y en esas anda Candela, buscando su sitio en el mundo, donde su esfuerzo se vea recompensado. El destino elegido será Edimburgo y allí aterriza sin trabajo, sin conocer prácticamente el idioma y sin saber muy bien qué va a ser en su vida. Los primeros días están llenos de novedades. Compartirá piso con otros jóvenes y a la vez que busca trabajo, 'de lo que sea', visita y recorre la ciudad. Candela pasará por diversos puestos de trabajo, intentará mejorar su nivel de inglés, soñará con trabajar en una galería de arte, iniciará otro tipo de estudios en los que nunca se había interesado e incluso se planteará montar su propio negocio. Todo ello mientras echa mucho de menos España y a sus padres, mientras se enamora, se desenamora y se vuelve a enamorar y todo ello mientras evoluciona y crece como persona. 

El argumento de la novela irremediablemente te hace pensar en un conocido programa de televisión, en sus dos modalidades: Españoles por el mundo y/o Andaluces por el mundo. Un programa del que, tras leer esta novela, entiendes que solo muestra la cara A del asunto, es decir, jóvenes españoles que han conseguido su sueño fuera de nuestro país, que se han convertido en enfermeros, médicos, actores, profesores, ingenieros, científicos,....  viven en pisos coquetos y tienen una vida social totalmente integrada en su país de acogida. ¿Echan de menos la madre patria? Por supuesto, pero no hay lágrimas, no hay decepción ni desasosiego. Quizás lo hubo, quizás tiempo atrás fueron una Candela más pero eso, ante la cámara no se menciona ni se muestra.

Ulises con alma ajena nos muestra la cara B. Me atrevería a decir que la más auténtica porque, si bien es cierto que hay jóvenes que han arrastrado su trolley por un aeropuerto extranjero con un contrato bajo el brazo o una beca de investigación, la inmensa mayoría hace las maletas y se lanza a la aventura sin más. Y tampoco hay que irse más allá de nuestras fronteras para ver casos como este. Ni siquiera hace falta salir de nuestro país para encontrar jóvenes de otras localidades que trasladan sus ilusiones a Madrid o a Barcelona, a cualquier otro lugar, más grande que aquel en el que viven, y que pueda ofrecerle una oportunidad, un inicio, por miserable que sea, pero algo para empezar. Y en este sentido, la nueva novela de Reyes García-Doncel sí tiene un peso importante. Gracias a su protagonista, el lector vivirá en primera persona las penurias por las que pasa Candela pero también conocerá los recursos al alcance de todo inmigrante que quiera hacerse un hueco en la sociedad adoptiva. Desconocía que existieran centros específicos en los que se impartieran clases de inglés para inmigrantes como también desconocía todo lo que a Candela le sucede con el sistema sanitario que ya descubriréis si leéis el libro.


El formato elegido por la autora para contar la historia de esta joven ha sido el de un diario, por lo tanto la novela tiene un cierto carácter testimonial. Cada capítulo, que corresponde a un día concreto, irá reflejando el ir y venir de Candela en ese periplo al que se ha visto abocada para conseguir su sueño, y así, un día nos cuenta que llega a Edimburgo, otro día que acude a una entrevista de trabajo, otro que visita un piso al que se quiere mudar,... En definitiva, se nos narra en primera persona las pequeñas cotidianidades del día a día. Y a este respecto voy a ser la nota discordante. Creo que la historia de Candela hubiera lucido mucho mejor con una narración no tan encorsetada por la estructura de un diario. Y digo esto porque las vivencias de esta joven son tan sumamente angustiosas en algunos momentos que se hubiera requerido más desarrollo y más implicación emocional por su parte, en el papel de narradora. Candela lo pasa mal, muy mal. 'Ser inmigrante es una puta mierda' llegará a decir y es verdad pero hasta casi la mitad del libro leía que Candela lo estaba pasando mal pero no lo sentía, había mucha distancia entre ella como protagonista y yo como lectora. No ha sido hasta bien avanzada la lectura cuando conseguí meterme en su piel y pasarlo mal junto a ella, justo en el momento en el que las cosas se tuercen muchísimo y nos describe una escena muy dura. Ahí hay un punto de inflexión, un punto de no retorno en el que Candela parece que ha tocado fondo y nos pone en bandeja sus emociones más profundas. Justo a partir de ese momento, su dolor será nuestro dolor, su sufrimiento nuestro sufrimiento, y su sensación de decepción y fracaso el nuestro propio. El lector temerá que Candela tire la toalla, pero si esta novela es digna por ser un reflejo de una realidad, también lo es por mostrar a una protagonista que es todo un ejemplo de lucha y superación. 

Pero teniendo en cuenta que esta historia trata sobre la emigración, sobre la capacidad de unos jóvenes perfectamente formados y no suficientemente valorados, en busca de un futuro, no podía faltar la crítica político-social. De esto hay bastante en la novela y con toda la razón. Pero resulta curioso que, aunque la historia transcurre entre junio de 2012 y mayo de 2016, realmente el contexto temporal deja de tener sentido cuando nada ha cambiado. Hoy en día, muchas Candelas de este país siguen haciendo la maleta para marcharse a algún otro lugar donde poner empezar realmente una vida, con lo que, todo lo que se cuenta en la novela podría ocurrir perfectamente en la actualidad. 

Con un prólogo de la también escritora Elena Marqués bastante enriquecedor,  en el que nos habla de los viajes como motivo recurrente en literatura, elogia la calidad descriptiva de la autora y nos desvela que la Candela de Reyes es alguien cercano al entorno de la autora (a poco que te hayas asomado a su muro de Facebook, intuirás quién se esconde tras la protagonista), la historia de Candela se narra mediante una prosa sencilla y clara.  No hay necesidad de más artificios ni alharacas porque la trama no lo requiere. 

Y sí, me ha fallado el formato y no he conectado con la protagonista desde el primer momento, es verdad, pero Ulises con alma ajena ha sido una lectura esclarecedora de una realidad que no todos conocemos y que, encima queda camuflada por algunos programas de televisión. He aprendido mucho de cómo es la vida de esos jóvenes que dejan su entorno atrás, de cómo buscan apoyo en otros en su misma situación forjando fuertes lazos y construyendo seudo-familias. Creo que es una lectura que muchos padres con hijos en el extranjero o muchos hijos expatriados actualmente o que lo hayan estado podrán disfrutar. En lo que a mí respecta, estoy convencida de que, tras la lectura, miraré con otros ojos a todo aquel adolescente que arrastrando una trolley, porte sus sueños metidos en el interior de la maleta.







 

[Fuente: Imagen de la cubierta tomada de la web de la editorial]

Puedes adquirirlo aquí:




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...